Trabajo Remoto y el ‘ice bucket challenge’

El frío despertar del Teletrabajo.

Entre toda la tormenta generada por el COVID-19, aparte del factor evidente de la propia enfermedad y nuestra propia responsabilidad con ella, una forma de trabajar que estaba despuntando como alternativa, ahora es una realidad forzada.

Teletrabajo por el corona, herramientas básicas 

Son muchas las empresas que no quieren parar su actividad a pesar del coronavirus. El riesgo que supone que sus trabajadores se contagien en sus lugares de trabajo o puedan contagiar la pandemia a sus compañeros, las compañías están implantando nuevas medidas para que los trabajadores puedan desarrollar sus funciones desde casa.

Aparte de lo imprescindible para cada trabajador, un ordenador y conexión estable a internet, tenemos una gran variedad de herramientas, que nos ayudarán a tenerlo todo bien ordenado, actualizado y gestionado.

Organización: 

Algo imprescindible en todos los trabajos. Gestionar tareas y ordenarlas para que se vayan realizando es un método básico para lograr los objetivos. Gracias a aplicaciones como,  Trello o Evernote, los trabajadores pueden asignarse estas tareas.

Presencia y comunicación:

Es lo más valioso para hacer un trabajo eficiente. Aplicaciones como  Slack, integra en una misma plataforma correo electrónico, mensajería instantánea y otras herramientas como Skype. En el grupo de esta misma, tenemos Hangouts, que ha mejorado en los últimos años.

Otra herramienta interesante para equipos grandes, es Sococo, La mejor herramienta de presencia virtual para equipos remotos. Trae una sensación de unión al trabajo remoto con todas sus características de integración, y no, no es un juego de los Sims.

Documentos y el cloud:

Lo más sencillo y rápido para salir al paso, sería el pack de Google, tendrías documentación en línea en el G.Drive, ya que incorpora todo lo básico (Documentos, Presentaciones, Tablas de Excel…), con la ventaja adicional del trabajo colaborativo. Otra alternativa es Microsoft Office 365, herramienta similar con el OneDrive como almacenamiento Cloud.

Dropbox siempre es una alternativa, pero por si solo puede quedarse corto.

Tiempo: 

La organización del tiempo en casa puede no ser tan eficaz como en el espacio de trabajo, es una pequeña batalla con la disciplina. Por esta misma razón, es imprescindible llevar un control riguroso del tiempo que se dedica a cada tarea. Algunas herramientas como Clockify o Sesame permiten al trabajador fichar de forma telemática gracias a una aplicación.

Además de estas, existen muchas herramientas especializadas para cada sector, pero para los iniciados al trabajo remoto (sobre todo las empresas forzadas a hacerlo por primera vez), con una selección básica, se puede cambiar al teletrabajo de una forma eficaz.

Pero no os confundais, cambiar métodos y formas, genera trabajo y se tarda tiempo en recuperar la eficiencia.

¿Tu herramienta favorita no está en la lista? Coméntanos en las redes sociales y la añadiremos a la selección.

Acerca de Sociment

Tu Departamento de Marketing.

Artículos relacionados